Editorial
Periódico
Suscripciones
Remates
Foro
Chats

INICIO

 

EL COLUMNISTA INVITADO

 

Mitos y Realidades de la Colombofilia

Por el Dr. Miguel Angel Corpi C.

Publicado en la Revista Mexicana Entre Colombófilos y Mensajeras

En la época de concursos, sobre todo en pichones, uno de los grandes problemas a los que los colombófilos se enfrentan es a la presencia de la ornitosis, coriza o catarro de ojo. En el laboratorio he observado infinidad de veces el problema en el cual el globo ocular en el párpado inferior aparece inflamado y a simple vista da la impresión que la paloma no abre totalmente el ojo, en otras aparecen como si fueran picotazos por la cesta de concursos, a muchos colombófilos este tipo de situaciones les pasa totalmente desapercibido y lo notan únicamente cuando tienen las palomas con problemas pulmonares o cuando la conjuntivitis es muy severa. Muchos de ellos dan alguna solución oftálmica y si la paloma se cura consideran como resuelto el problema, cuando éste continúa en sus palomas con resultados normalmente catastróficos.

El agente causal es la Chlamydia Psittaci, que es un parásito intracelular obligado, sin embargo en la actualidad se le considera una bacteria por su semejanza con ellas, aunque es totalmente atípica y la nueva clasificación la sitúa en el orden Chlamydiales. En el caso de la Chlamydia Psittaci se encuentran dos cepas que se comportan totalmente diferentes desde el punto de vista de su patogenicidad (capacidad de un microorganismo para causar daño), una de ellas es altamente virulenta, y origina epidemias agudas en las que mueren hasta el 30% de los pichones, la segunda cepa es es menos virulenta y pasa una buena parte de su período de diseminación totalmente asintomática y puede afectar hasta el 90% de los pichones, con un porcentaje  de muertes similar.

Ambas cepas pueden ocasionar pérdidas de hasta el 70% de los pichones. Incluso de pichones que en una etapa llegan en la punta del concurso en la siguiente se pierden o llegan tarde y enfermos.

Los reservorios comunes de esta enfermedad son las palomas de campo, tordos, gorriones y pájaros, de ahí la importancia de evitar el ingreso de pájaros a nuestros palomares. Sin embargo, también podemos tener reproductoras portadoras de la enfermedad totalmente asintomáticas y que normalmente transmiten de padres a hijos en el nido, produciendo pichones ya infectados, que se comportan normales hasta que son sometidos a estrés y a partir de ese momento empiezan a diseminar la enfermedad de una manera activa dentro del palomar.

La transmisión de clamydias es por inhalación o ingestión de material contaminado y por moscas hematófagas, pueden encontrarse grandes cantidades en exudados de las vías respiratorias y de la materia fecal de las palomas afectadas, por lo que no puede ser descartada la contaminación en la cesta de concurso, que tiene otros problemas diferentes, ya que el período de incubación en los pichones es totalmente desconocido y los signos pueden ser tan variables cuando no presentan complicaciones, que pueden pasar que el colombófilo no se percate por un buen tiempo de la existencia de la enfermedad.

En los pichones que desarrollan la enfermedad aguda, su sintomatología es muy variable. Algunos pueden presentar inicialmente diarrea o anorexia (falta de apetito), también se puede dar una ligera conjuntivitis que infinidad de veces se presenta con una ligera inflamación en los párpados del ojo, siendo más notoria en el párpado inferior, y una rinitis incipiente, caracterizada también por una ligera inflamación con irritación en la cavidad oral y faringe.

Cuando la enfermedad avanza aparecen síntomas respiratorios severos, con dificultad para respirar, al presionar a las palomas ligeramente del tórax emiten sonidos y es mucho más grave la conjuntivitis conforme pasa el tiempo. Aumenta la debilidad y muchas mueren. Las que logran recuperarse son portadoras asintomáticas de la enfermedad si no fueron tratadas adecuadamente.

Existen también algunas enfermedades asociadas que exacerban la situación cuando está presente la clamydia. Cuando está presente la salmonelosis, trichomoniasis o los estreptococos, las lesiones macroscópicas que uno puede observar en el laboratorio en pichones son exudados fibrinosos en los sacos aéreos, engrosamiento de los mismos, inflamación del hígado con pérdida de color y friable (desmenuzable), el bazo aumenta de tamaño y su color es oscuro, y cuando hay enteritis aumenta considerablemente la presencia de cristales de uratos en el contenido de la cloaca.

Desafortunadamente la inmunidad a la clamydiosis es baja y temporalmente corta, conforme aumenta la edad de la paloma se vuelve más resistente a la misma.

Por mi relación directa del laboratorio con los colombófilos de diferentes clubes de Guadalajara, pude detectar que se presentó una cepa virulenta que afectó a varios palomares. Ante esta situación la desesperación de los colombófilos era muy alta ya que haciendo lo mismo que en años anteriores, con las mismas líneas de palomas, éstas nunca entraron en la condición plena y sus pérdidas eran mayores al promedio de pérdidas de otros competidores.
A todos ellos les he recomendado que en conjunto trataran a sus reproductoras y a los equipos de vuelo, ya que el colombófilo infinidad de veces se preocupa por sus voladoras y se olvida de la atención de las reproductoras.

Recuerde algo importante: siempre, antes de competir, la salud de sus equipos de competencia y de reproductoras deben ser equivalentes. También, antes de criar, asegúrese que sus criadoras estén libres de clamydia. Es más fácil resolver lo que adquiere en los concursos...es muy difícil resolver cuando la enfermedad viene desde el nido ya que siempre se va a manifestar con el estrés de los concursos.

 

COMO ENVIAR PALOMAS A LOS COLOMBODROMOS

Por Cleofas Casillas Castellanos (México)
 

De esta plática surgió la idea a raíz de los problemas que se han ido dando en los últimos 2 o 3 años, sobre todo en los vuelos derbys, donde recolectamos las palomas de muchos palomares, tanto nacionales como del extranjero.


Básicamente, conversando con algunos de ustedes o con alguna de las personas que han mandado a los derbys, y por qué no, alguno de los que solo mandan a su club, nos han externado los problemas que se han venido dando de salud, y dentro de ellas han encontrado muchas enfermedades complicadas, que no son sino otra cosa mas que resistencia a los medicamentos o mutaciones, tal vez, en algunas bacterias.


Entonces nos dimos a la tarea de hacer algunas investigaciones, y bueno, buscar el por qué suceden las cosas, y cómo nos pueden ustedes ayudar para que podamos tener mejores competencias, que sean mas equitativas. desconocen algunos detalles en las palomas, que ya entrado en la actualidad, las carreras ya son de alto rendimiento y de una perfección en la salud, y si no lo tenemos, seguramente alguien de los competidores la va a tener y nos va a ganar, ya que ha subido mucho la calidad de las palomas.


Entonces muchos de ustedes nos hacen llegar las palomas para los derbys, y esas palomas traen problemas que no se detectan, y nosotros tampoco (Casillas es propulsor y organizador de un Derby en el Club Alas Capilla, entre otros), pero al correr los días se nos vienen a nosotros los problemas, y cuando uno les habla para decirles:"mira, tenemos dos pichones tuyos muertos y otros están muy
mal", se molestan, entonces nos causa incomodidad el tener que decirles que ellos traen sus problemas, y su primera respuesta es." No las cuidan, en mi palomar están muy bien, a mi no se me mueren".


Entonces hay muchas respuestas a todo esto que hemos venido encontrando a raíz de los problemas y bueno, yo le pedí al comité organizador de esta convención que me regalara unos diez o quince minutos para platicarles a las personas lo que hemos visto y los estudios que hemos tenido y como creemos que pueden resolver los problemas. Básicamente, en estos dos últimos años había una presencia de PMV de nuevo, yo creo que eso se debe a que no hay un control de vacunación en los palomares, para mi es muy notorio cuales palomares han llevado desde hace años un sistema de vacunación en sus reproductores con la VACUNA DE PMV ESPECIFICA DE PALOMAS y también es muy notorio quien no ha llevado la vacunación bien hecha o quien lo hace en una forma incorrecta. Lo que nosotros estamos pretendiendo con esto, es tratar de  mejorar la salud de los palomares, por ende de los clubs y por consiguiente de los derbys.


Entonces, es recomendable para nosotros en primer lugar, que la vacuna contra el PMV se ponga en todos los reproductores año por año, por lo menos una vez al año, si lo pueden hacer dos veces al año, perfecto, una vez que dejan de criar, y otra cuando preparan los casales para volver a reproducir, esto aunado a un sistema de medicación preventiva.
Generalmente, lo acabo de escuchar, dicen: yo vacuno y se me bajan las palomas. En efecto, inmediatamente a la vacunación viene una depresión, si están las bacterias presentes, resaltan al venir la depresión en las palomas y tenemos una presencia de alguna. Yo en lo particular, este año tuve un problema que no lo detecté a tiempo y vi mis pichones aparentemente bien. En los derbys que volaron, donde utilizan un esquema de medicación fuerte, volaron bien mis pichones, pero en los derbys donde no lo hacen, las palomas se perdieron, porque? la bacteria ya la llevaban desde que salieron de mi casa, se desarrollaron en los otros palomares y las palomas no pudieron. Entonces yo creo que la mayoría de nosotros podemos tener algún problema que no lo detectamos, para esto hay que llevar un sistema de prevención.
Yo llevé al laboratorio sospechando lo que traían mis palomas, resultó precisamente eso, se les dio tratamiento y ahorita están perfectamente, desgraciadamente en su momento no le di importancia y después nos estamos lamentando. Siempre que nos va mal, que fallamos, la culpa la tenemos nosotros, nadie mas.


Entonces cuando a mi me llegaban los pichones a los derbys en que participo en la organización, empecé a notar, ya les digo, que ciertos palomares van a caer, van a ver, por presencia de PMV además de otras enfermedades. Como no podemos dar remedios de todo para todo, empezamos a tratar las enfermedades mortales, luego otras enfermedades y fuimos sacando los pichones adelante, sin embargo que pasaba, venían pichones de un palomar recién acabados de vacunar y los metíamos al palomar, y esos pichones estando allí, tomaban el virus, no dimos la oportunidad de que la vacuna estuviere bien prendida, y los pichones automáticamente a los diez días daban los síntomas. A muchos los tuvimos que sacrificar, cuando empezamos a ver esto, hablando con el doctor Corpi y otros veterinarios que me están apoyando, creímos que estaba ocurriendo lo que les acabo de decir, que la gente no tenía la precaución de vacunar sus palomas reproductoras una o dos veces al año con vacuna a virus de PMV de las palomas. Segundo que estaban vacunando en el momento en que llevaban las palomas al palomar. Entonces tomamos éstas medidas: pusimos un palomar alterno, en ese palomar llegaban los pichones e independientemente si habían sido vacunados o no, llegaban, se vacunaban y el décimo día se daba un refuerzo con el virus vivo de La Sota para subir la inmunidad y ayudar a la paloma, después de 4 días se pasaban al palomar, y el primer lote que se hizo, ningún pichón de esos se enfermó, lo seguimos haciendo, y ningún pichón se enfermó, y eso dicen estudios de resultados, gran parte de las palomas que fueron ganadoras fueron esos pichones que vinieron al final y no precisamente por la edad, sino porque esos pichones no tuvieron ningún problema de bajas de defensa, por consiguiente, estuvieron sanos todo el tiempo. Sin embargo, gran mayoría de las palomas que ya estaban en el palomar, tuvieron algún tipo de infección que les dio la baja en las defensas y por lo tanto no tuvieron el desarrollo adecuado.


Yo les recomiendo en lo personal, que nos ayuden, primero vacunando a sus reproductoras antes de criar, como dije, al menos una vez al año, segundo al destetar el pichón vacunen otra vez y no los lleven antes de diez o doce días al palomar donde se realizará el derby, con eso se van a evitar muchos problemas, si lo hiciéramos todos, con eso erradicaríamos ésta enfermedad muy rápido, mucho más de lo que creemos, pero si no lo hacen va a seguir habiendo presencia de virus, van a seguir habiendo problemas.
Otros problemas que se han venido dando, ha sido por ejemplo el E. Coli. El año pasado yo tuve la presencia de E. Coli aunado a la baja defensa por el PMV. Fui a un laboratorio, y al único antibiótico que eran sensibles, fue al Florfenicol, ya ni Bactril ni otros antibióticos que nosotros damos habitualmente hacían efecto, lo hemos hecho resistente, entonces es importante que estemos a la vanguardia de los medicamentos. Si podemos es importante hacer un estudio de laboratorio, es importante que estemos en contacto con lo que está pasando en torno a la colombofilia, porque esto está mutando muy rápido. ¿Qué está pasando?


Es que hay muchos derbys, entonces a veces nos encandila tener renombre o ganar dinero, o las dos cosas, estamos mandando a los derbys y frecuentemente no nos funcionan nuestras palomas, inmediatamente traemos palomas de afuera, eso trae muchas consecuencias.
Hay que tener cuidado con lo que estamos haciendo, hay que empaparnos un poquito de lo que está pasando, a ver cómo nos podemos ayudar unos a otros, porque yo he escuchado muchas veces en los clubs desentenderse de los que traen palomas enfermas, mejor así no va a marcar, pues fíjate pues que manera de pensar, porque a la siguiente o a la siguiente mano ya está trasladado el problema para todos, en vez de decirle, ¿sabes que? yo creo que si podemos mandar palomas a un laboratorio para un estudio, que las pongan bien, y así vamos a estar todos bien.
Nosotros estamos haciendo ahorita los turnos en Tepatitlan, estamos haciendo una tesis sobre hemoparásitos (parásitos en la sangre) y resulta que la primera vez que mandamos, de 15 muestras, 12 dieron positivos, algo que a ninguno de nosotros se nos hubiera pasado por la cabeza que pudiera ser así.


Ustedes no lo pueden notar, simplemente al empezar la ruta verán que las palomas no pueden volar, todo se viene abajo, empezamos a dar medicamentos y más  medicamentos, acabamos con la flora intestinal y acabamos en la calle.
Entonces un poco porque se están haciendo puntuales estudios en base a porcentajes, y estamos viendo los resultados muy contundentes, por eso fue la idea de venir ahora, de platicar con ustedes y de que todos hagamos el esfuerzo y que la salud sea muy importante a nivel palomar, a nivel club y por supuesto a nivel derby.

 

 

Reflexión sobre la selección y la reproducción

Por David Barros Madeira
Mundo Columbofilo (Portugal)

Un fenómeno extraño está sucediendo en Bélgica: la disminución del número de colombófilos va acompañada de un aumento o mantención del número de anillas vendidas. Esta situación tiene varias explicaciones. La primera es que la media de palomas por colonia aumentó debido al crecimiento de las especialidades de fondo y gran fondo. La segunda es que el juego de pichones fue haciéndose progresivamente más popular a lo lardo de la década de los 80, lo que obliga a sacar un número elevado de pichones en el mes de enero –en Argentina sería en julio- para construir un bando inicial razonable. Una de las ventajas añadidas de los concursos de pichones es que cuando un colombófilo tiene muchas pérdidas por malas condiciones atmosféricas, mala conducción del equipo o falta de calidad de su reproducción, en el mismo año todavía se puede intentar reproducir algunos pichones hasta el fin del verano para no comenzar el año deportivo siguiente con un equipo de yearlings muy menguado.
La exportación y el comercio de ejemplares, con un aumento modesto, no contribuye en gran medida a la situación antes descrita. En tanto, en este capítulo se verifica un aumento creciente en la pretensión de conseguir hijos directos del crack, del primer premio nacional, asumiéndose que los vencedores provienen de vencedores, asistiéndose, incluso, a la exageración de algunos al pretender que una colonia debe basarse sólo y exclusivamente en vencedores nacionales. Ya no se habla del origen, como en Portugal, sino de los hijos del crack con una hija del Primer Nacional. Este cambio de mentalidad, ávidamente fomentada, es debida por un lado a la hipervaloración económica de los cracks y de los primeros nacionales y por otro, a los nuevos sistema de reproducción tipo “garañón”, que permiten obtener más de un ciento de descendientes de un único macho en una temporada y que por tanto posibilita al vendedor para obtener un elevado número de descendientes directos de su mejor paloma que venderá a mayor precio de lo que obtendría por los hijos de reproductores menos famosos.


No fueron, en cambio, los belgas quienes inventaron estos métodos, sino que fueron los alemanes quienes comenzaron a aplicarlos con éxito a las muy caras palomas que compraban en Bélgica. Muchos de los que están leyendo este artículo han oído hablar de la colonia de Raymund Hermes. Este alemán debe su renombre a los hijos de un único macho, su legendario “Piet”, de quien sacó durante años y años una media de 80 pichones por año. La estación de cría “Ponderosa” también jugó su papel en la divulgación del “método del garañón”, al publicar que lo utilizaba con los mejores machos que adquiría.
No me cabe ninguna duda que este tipo de sistema constituye una verdadera revolución y va a tener un impacto considerable en el background genético de la paloma mensajera del futuro.


El crack, teniendo por definición la mejor combinación genética, será quien tenga mayores posibilidades de transmitir a su descendencia las cualidades que lo hacen ser superior a sus competidores. Actualmente se cae, en cambio, en la exageración. Todos los colombófilos conocen dos factores clásicos que ahora son premeditadamente olvidados por muchos, en nombre del comercio: algunos cracks no son buenos reproductores, y existe el “factor pareja”, con el cual es necesario “acertar”. Son raras las palomas que dan buenos hijos con cualquier pareja.

La extravaloración actual del crack se opone, en cierta medida, a la antigua filosofía de que era necesario reproducir con los hermanos de este. La verdad, como siempre, está en el término medio. Muchas veces el colombófilo acaba por obtener mejores descendientes de los hermanos de su mejor volador por razones que nada tienen que ver con el valor reproductivo real de este. Lo que ocurría –y sigue ocurriendo- es que cuando surge un buen volador, este compite sin parar en busca de la gloria de su dueño mientras un hermano suyo es puesto, en tanto, en la reproducción. Cuando el crack sea parado –o se pierde-, ya se han quitado veinte hijos de su hermanos y apenas uno o dos del volador fuera de serie. Y claro, ¡es más fácil encontrar en veinte que en dos! Por otro lado, cuando el crack es parado, muchas veces tiene ya cinco o seis años y ¡ya está agotado! Además, en Bélgica, muchas veces éste acababa siendo vendido a Japón y el aficionado decía para consolarse y justificarse que el hermano que se guardó era mejor reproductor. En cambio es público y famoso el disgusto de André Van Bruane, quien después de haber vendido su ganador de Barcelona, se dio cuenta que todos los ¡pocos! pichones suyos con que se había quedado eran voladores y reproductores excepcionales, muy superiores a los que reproducían sus hermanos. Por lógica genética, es del crack, del fuera de serie de quien es preciso reproducir, sin olvidarnos de las reservas hechas más arriba.


El relativo abandono del concepto “origen” está claro. En todos los palomares y “orígenes” hay palomas buenas y palomas que no sirven. Cuando se adquiere un ejemplar tenemos que cerciorarnos que desciende de las palomas que interesa, de las que hicieron el renombre y la gloria de esa colonia, y por otro lado, que él mismo tenga las buenas características de sus ascendientes.
Pocos extranjeros habrán manoseado más y mejores palomas de lo que yo he podido en Bélgica. A lo largo de todos estos años aprecié cracks de muchos tipos y tamaños y tuve la oportunidad de llegar a ciertas conclusiones. La primera es que ,a veces, es difícil distinguir a los fenómenos de sus compañeros del palomar. Pero ésta no es la regla. Muchas veces el crack se diferencia de las demás palomas de la colonia tanto a la vista como a la mano. Y más importante todavía, la capacidad de reconocerlo es algo que se puede adiestrar y desarrollar. A lo largo de los años reparé que cuando vuelvo de Bélgica, después de más de 30 días dedicado casi exclusivamente a visitar palmares, consigo juzgar mucho mejor a mis pichones en relación a lo que lo hacía antes de ir. Otro punto a tener en cuenta es que un colombófilo tenga buenas nociones, “mano” o comprensión de lo que es una paloma con cualidades deportivas, aunque por veces sea difícil escoger lo mejor, lo “super” –por pertenecer a aquella parcela que no conseguimos evaluar, a la “voluntad”-, generalmente le es extremadamente fácil decir, sólo por las cualidades físicas, cuáles son los que no valen. Existen defectos físicos que impiden que cualquier paloma, sea cual fuere, consiga algún tipo de realce deportivo. O sea, y en otras palabras, para una persona con una buena noción de lo que es una paloma buena es fácil hacer una selección por lo negativo. Este hecho es una ventaja, sobretodo donde no tenemos concursos de pichones.


Considero por tanto, que el colombófilo debe aprovechar todas las oportunidades que se le presentan para manosear una paloma excepcional. Cada vez que lo haga estará aprendiendo a agrandar sus horizontes siempre que tenga la intuición y el espíritu crítico necesario.
Volviendo al tema del sistema del garañón, sólo quiero referir que se trata de un arma temible cuando se aplica a un reproductor excepcional y, siempre que sea apareado a hembras de calidad, puede ser suficiente para lanzar una colonia al estrellato.
El “puskas” de mi padre todos los años nos daba un crack, y como sólo volábamos machos, raro era el año que acabáramos con más de 6 o 7 hijos suyos. En 1981, con 14 años de edad, todavía nos dio el 275147/81, un volador extraordinario, anillo de oro en 1982 y que fue uno de los mejores reproductores. Imaginen que ya conociésemos el sistema aquel y lo hubiésemos aplicado. O imaginen el sistema del garañón aplicado al “sentinela” de Alvaro Silva y otros tantos palomas famosos.


La genética tiene siempre la última palabra y algunos autores belgas gustan hablar de “lotería”. Pero imaginen un juego de azar jugado con dos dados. Echados a la par pueden dar una puntuación entre 2 a 12. los valores de 2 a 6 corresponderían a las nilidades y los de 7 a 12 corresponderían a los buenos voladores en orden creciente de calidad. Ahora imaginen que uno de los dados estuviese trucado y diese siempre un cinco o un seis…¡el gran problema estará evidentemente en descubrir ese gran reproductor, el dado que sólo de 5 o 6! Y claro está que no se podrá cruzar con hembras que solo den puntuaciones de 1 y 2.


Probaré con mi Pavarotti. Espero tener buenas noticias en cuanto pase un par de años.

        

 

EL SISTEMA DEL GARAÑON

Por Steven Van Breemen
(Holanda)
Original publicado en el “Pictorial Racing Pigeon” de Inglaterra.

Reproducir con un “garañón” (sistema del toro), es efectivamente un método inventado por el gran campeón alemán Raymund Hermes, de Hamm/Sleg. Nadie duda que haya sido Piet de Weerd (seleccionador holandés mundialmente conocido fallecido este año a los 96 años) el que lo convenció.

De Weerd visitó a Hermes tras su invitación para que le seleccionase sus palomas, le hiciese las parejas y para hablar del enorme deseo de Hermes de llegar a ser el mejor alemán occidental en las pruebas de larga distancia. Para ayudarle, Piet de Weerd llevó en su primera visita algunos de sus reproductores, que cambiaron de dueño por un “precio de amigo”. Entre ellos estaba un macho oriundo de una pareja de Karen Meulemans, de Arendonk (el mismo pueblo de los Janssen), hermano de sus famosos cracks, entre los que cabe destacar al conocido “Kadet”.

Piet le aconsejó a Hermes que pusiese el macho “multicolor” de Karen Meulemans con el máximo de hembras posibles para criar un buen montón de pichones con los que llenar el palomar. Este consejo no fue olvidado y Hermes procuró buscar la mejor forma de sacarle a aquel macho el mayor número de hijos.

Así, Hermes concibió un método de reproducción que ahora, en Alemania, se conoce como “reproducción con el método del garañón”.

Este primer macho multicolor de la línea Meulemans conquistó fama mundial con el nombre de “De Piet” debido a la increíble cantidad de palomas de gran calidad que están esparcidas por el mundo con su sangre. Hermes dispuso todo para reproducir en pocos meses 80 pichones hijos del “De Piet”.

Raymund Hermes es un hombre de negocios de éxito y en estos últimos 25 años ha sido uno de los mejores colombófilos de Alemania. Cualquier cosa que toca se transforma en oro. De la nada, hizo un imperio de 200 empresas de alimentación.

Hermes tiene una gran caja construida exclusivamente para el “De Piet” y eventualmente, para algún que otro macho especial. Desde su despacho puede verse la caja del “garañón”. Tiene 10 secciones para la reproducción, en las cuales, los garañones son cerrados temporalmente. Todos los días se les echan ocho hembras diferentes. Durante tres días permanecen una media hora juntos para que se conozcan, aunque los machos pueden ver al resto de las hembras a través de una red. Después del tercer día, permanecen en la caja y la hembra es retirada inmediatamente después de aparearse, y es mudada para el sector siguiente. De 15 en 15 días, el garañón recibe un nuevo lote de hembras.
En estos últimos años, Hermes ya crió una fantástica cantidad de palomas de calidad con este método. Tiene un enorme voladero en donde están instaladas las “nodrizas” que incubarán los huevos y criarán los pichones hijos de los machos reproductores, de los garañones.

Un año después y luego de varias selecciones, Hermes acaba sabiendo que hembras son las que mejor van con el garañón, con lo que todavía puede perfeccionar más el sistema. ¿Y el “De Piet”? Aún era fértil a los 13 años.

Esta forma de encarar la reproducción por Raymund Hermes dio a otros aficionados la pista para repetir esa experiencia. Verdaderamente, su ventaja está en lo rápidamente que se descubre que hembras cruzan mejor con un determinado macho. Años de pruebas son obviados. Los buenos machos reproductores son ahora muy caros. Con este método se tiene la posibilidad de amortizar en poco tiempo una gran inversión, lo que la hace, económicamente, viable.

Se mantiene la necesidad de ser un “experto” seleccionando y en el área de la preparación de los viajeros, de lo contrario…, es preferible disuadirse del intento.

Para reproducir con el garañón no es necesario utilizar la enorme e incómoda caja utilizada por Hermes. Puede hacerse una más simple y a la par más productiva. Para eso se desarrolló un método para utilizar un macho y 4 hembras en una misma caja. El sistema es tan sencillo que cualquiera puede acometerlo. Procuraré describirlo con el máximo detalle posible.

Dos nidales dobles son colocados a derecha e izquierda sobre una base de madera (A). Todo el conjunto se cierra con puertas corredizas (C – D – F). Las medidas de la caja podrían ser 125 x 75 x 50 cm. Puede ser colocada sobre dos caballetes o sobre una mesa para poder manipularla fácilmente.

Las cuatro hembras seleccionadas se colocan en cada uno de los huecos de los dos nidales dobles. El macho tendrá su territorio en la plaza del centro. Durante los tres primeros días, el apareamiento se hace “a la vista”.

No se permiten aproximaciones sexuales estos tres días, con lo que se mantiene de forma óptima el deseo del garañón de aparearse.

Descripción de la caja del garañón

A-Placa base de 125 x 75 cm.
B-Dos nidales dobles para las 4 hembras.
C-4 puertas corredizas para cerrar los nidales, limpieza o retirar las hembras.
D-Dos puertas corredizas que fijen lateralmente los dos nidales dobles.
E-Cobertura con barrotes sobre el espacio destinado para el macho. La caja en esta zona debe tener 50cm. de altura.
F-Puerta corrediza de barrotes para separar al garañón de las hembras.
G-Puertas corredizas opacas individuales para el nidal de cada hembra
H-Seis aberturas para bebederos y comederos.
I- Varios agujeros para iluminación y ventilación.

Algunas sugerencias antes de iniciar el esquema

1-Tanto el macho como su harén de hembras necesitan acostumbrarse bien a la caja antes de ser colocados allí de forma permanente. Se recomienda colocarlos en las cajas algunas horas al día desde tres semanas antes de iniciar el método.
2-Es evidente que las palomas llamadas a reproducir bajo estas condiciones deben estar en una condición óptima. El día puede serle alargado a las palomas con luz artificial cuando se realiza el trabajo en los meses de invierno. Es mejor no utilizar hembras tardías ni hembras que demoren a poner. Esto también vale para la hembra que el garañón hubiese tenido en los años anteriores.

3-El suelo necesita estar bien cubierto de paja o serraduras para evitar que los huevos se rompan. El primer huevo debe ser retirado. No olvidarse de marcarlos. Los huevos pueden conservarse fácilmente hasta una semana en una caja con aserrín a temperatura ambiente antes de ser pasados a las nodrizas. Es necesario girarlos tres veces al día (de arriba para abajo) de forma que el embrión no toque la cáscara.

4-No olvidarse de ofrecer diariamente grit fresco y minerales en uno de los comederos colocados en las aberturas (H). Son necesarios para obtener buenos huevos.

5-Puede utilizarse una pequeña varita para indicarle a la hembra el camino del sector en donde se encuentra el macho. La puerta corrediza consigue que los caminos de la naturaleza consigan concretar la fecundación.

Algunas indicaciones útiles

Es absolutamente esencial controlar regularmente la conducta del garañón. Puede haber un mal arranque del sistema cuando el garañón no muestre especial preferencia por ninguna de las hembras.

Es posible que a partir del cuarto día, el garañón fecunde a dos hembras por la mañana –una tras otra en tan solo media hora o una hora- y otras dos por la tarde en el mismo corto espacio de tiempo. Cada hembra tiene un encuentro con el garañón una vez al día hasta la postura del primer huevo. Una vez puesto, ya no es necesario seguir insistiendo.

Se recomienda que mientras el macho reciba a una de las hembras, las secciones en donde están las restantes tres hembras permanezcan cerradas con la puerta corrediza (G). El celo podría ocasionar un fallo en la fecundación por un súbito ataque a través de las rejillas.

También puede fallar el método si al garañón no le gusta una de las 4 hembras. En ese caso, esa hembra debe ser la primera en ser fecundada cada mañana. Una vez galleada, debe de cerrarse inmediatamente a la hembra en su compartimiento. Cuando las palomas están preparadas y en buena condición, la fecundación se realiza generalmente en pocos segundos.

Algunas veces el garañón puede demostrar preferencia, al cabo de unos días, por alguna de las hembras y negarse entonces a aceptar a las otras. En este caso, se aplica la siguiente alternativa: se coloca a otro macho (preferentemente del mismo color) en el medio de la caja, en lugar del garañón. Este proceso interrumpe el apareamiento “a la vista” del garañón con la misma hembra y mantiene enceladas a las otras. En el momento oportuno, se coloca el garañón en la caja, en lugar del “sustituto”, que es retirado entre media y una hora.

De esta forma, es posible criar varias rondas de pichones del mejor macho volador en invierno, en el período de reposo, cuando las viajeras están separadas. Yo mismo utilizo este método.

Algunos concejos para los que deseen criar en el invierno. Entre 3 y 4 semanas antes de la fecha en que se piense trabajar con el garañón, hay que alargar la luz del día artificialmente. Por las mañanas se enciende la luz a las 5,30 horas y por la tarde volverá a encenderse hasta las 21 horas. La buena condición de las palomas se consigue cuando la temperatura sube de 10 a 15 grados. Sólo después habrá una rápida postura.

Y así, rápidamente, tendremos 8 e incluso 16 huevos en los nidales. Claro que serán precisas nodrizas que tomen en cuenta de ellos. Se pueden utilizar  parejas de inferior calidad o también, claro, ponerle los huevos a los voladores.

Respecto a la fecha de apareamiento de las nodrizas, debemos tener en cuenta que las hembras del garañón se demoran a poner algunos días. Como sabemos que es posible conservar los huevos durante algún tiempo, es por tanto, fácil de hacer una buena planificación.

Cualquiera puede conseguir un lite de buenos pichones con este método de reproducción si se siguen todas las recomendaciones.

   

 

El Dr. Miguel Abitante, de Tandil, nos ha hecho llegar un escrito en el cual aborda la metodología utilizada por la Asociación Paloma Mensajera Tandilense para la clasificación en el Campeonato Tandilia, que desde hace unos años se realiza con éxito entre varias ciudades de la Pcia. de Buenos Aires.

SISTEMA DE CLASIFICACION PARA CIRCUITOS EXTENSOS Y CARRERAS ESPECIALES.  - EQUIPOS DE TRES PALOMAS Y PUNTAJE A PORCENTAJE CON RESPECTO A LA GANADORA DE SU CIUDAD O ZONA.

                              EL  POR  QUE  DE  ESTE  SISTEMA           

1º ¿Por que cada paloma se clasifica en su ciudad o zona?
Porque en los circuitos extensos lo único que tienen en común las palomas participantes es el lugar de suelta. Unas viajan con viento a favor, otras de ala o en contra. Unas van con sol, otras con cielo nublado o lluvia. Unas atraviesan la llanura y otras cruzan las sierras. La única manera de hacer justicia es clasificar entre si las palomas de la misma ciudad o ciudades próximas que teóricamente recorren igual ruta aérea y con las mismas condiciones climáticas.
2º ¿Por que las ganadoras de cada ciudad o zona reciben el mismo puntaje?
Porque la ganadora de cada ciudad o zona hizo la mejor perfomance posible dadas las condiciones que se le presentaron. Fue la mejor y merece el puntaje total.
3º ¿Por qué no se le da más puntaje a la que más distancia vuela?
Porque de esta manera el que vuela menos no participaría. Si vuela 100 Kmts. menos y recibe 100 puntos menos por paloma, por equipo recibirá muchos puntos menos aunque su desempeño sea óptimo. Además para hacer comparaciones matemáticas se debe partir de una igualdad.
4º ¿Por que se dan los puntos a porcentaje con  relación a la ganadora?
Porque es lo justo. Si una paloma se clasifica 2da, no es lo mismo si llega un minuto después de la 1ra que una hora después. La 1ra recibe el total de los puntos y las siguientes a porcentaje de acuerdo al promedio de cada una con relación al de la ganadora. Si el puntaje desciende de manera fija en cada puesto se comete un error, no se premia a la paloma de acuerdo a su desempeño con relación a la ganadora.
5º ¿Por que se corre en equipo de 3 o más palomas?
Cuando más palomas integran el equipo más contundente es el resultado, muestra el desempeño del palomar. Además participa el Colombófilo, porque debe elegir las 3 o más palomas que considera aptas para esa carrera.
6º ¿Por que se clasifican hasta el 70% del promedio de la ganadora en cada ciudad o zona?
Porque hay que poner un tope y de esta manera participando con un equipo de  palomas y clasificando hasta el 70% del promedio de la ganadora el palomar que clasificó las 3 palomas siempre le gana a quien clasificó 2.
7º ¿Por que en la ciudad que participan menos de 4 colombófilos deben clasificar con otra?          
Para darle más importancia a la ganadora y evitar especulación. La carrera termina al 70% del promedio de la ganadora en cada ciudad o zona .Si participan muy pocos podrían ponerse de acuerdo y esperar la llegada de varias palomas para comenzar a constatarlas y así alargar el tiempo de espera. Si se premia a la ganadora individual en cada ciudad o zona la especulación queda descartada.                                                   
                                                  Miguel  Abitante
                                                                                      
                                                                                        
  

                                                                    

 

Hace 24 años…

El gran campeón MARIANO ALDAZABAL escribía:

ALGO SOBRE CRUZAMIENTOS

Un conocido axioma frecuentemente aplicado a diversas actividades tiene plena vigencia en colombofilia: “Lo difícil no es llegar, sino mantenerse”. Como en otras actividades competitivas, frecuentemente aparecen figuras rutilantes que se encaraman en los primeros niveles, y así como lo hicieron, súbitamente desaparecen.

Entiendo que para subsistir entre los destacados, es necesaria la concurrencia de varios factores, pero quizá el indispensable es manejar adecuadamente la reproducción y consecuentemente la renovación y actualización permanente del plantel. Si este aspecto no funciona, no hay posibilidades de mantenerse, aún disponiendo de sólida posición económica e introduciendo permanentemente animales presuntamente de valía.

En mi largo trajinar en nuestra actividad, he tenido la suerte de compartir con grandes maestros, poseedores de atributos que los habilitaban como tales.
De ellos obtuve magníficas enseñanzas, que me permitieron plasmar mis propias conclusiones, de gran valor para mi actividad posterior, ya que las apliqué con férrea decisión.

Condición primordialísima e indispensable en una paloma para merecer dar descendencia, es que posea salud perfecta. No concibo una paloma buena sin ese requisito. Entre las muchas cosas que ignoro en colombofilia, la más notoria es que no sé curar palomas. Ni deseo aprender. Por ello todo lo hago tendiendo a cultivar animales insospechadamente sanos. Trabajo no para curar, sino para que no se enfermen.

Así las cosas, a primer indicio de deficiente salud, elimino el animal. Para evitar esta alternativa trato de acoplar sujetos de impecable salud, y lo más jóvenes posible.
No obstante, doy trascendente importancia a los animales procedentes de familias longevas. Para llegar a viejo, es imprescindible haber nacido dotado de notable salud, privilegio generalmente heredado.

Cuando acoplo mis criadores tengo en cuenta la edad tratando siempre de sumar la menor cantidad de años posibles entre ambos, y si se hace necesario, primordialmente por la conservación de su corriente sanguínea, obtener descendencia de un veterano, este debe estar en perfectas condiciones físicas, es decir, en impecable estado y su pareja ser lo más joven posible.

Mi amigo Martín Van Tuyn decía que era tan exigente en cuanto al estado con sus reproductores como con los voladores.

Ello explica que una pareja, con los mismos factores constitutivos y sus valores inherentes, en una temporada de valiosa descendencia, y en otras no.

Una vieja costumbre muy arraigada entre nosotros debe desterrarse y consiste en la renuencia que se tiene de criarle a los voladores.

Personalmente, desde hace muchos años, durante la temporada de concursos o inmediatamente después de ella, permito a mis mejores animales criar por lo menos un nido, y de ellos generalmente obtengo mis mejores atletas del futuro.

Ahora bien, ¿cómo efectuar los acoplamientos?¿con qué criterio? Creo que es fundamental, para llegar a ser destacado colombófilo, aprender a observar todo lo que se mueve a su alrededor, primordialmente analizar y clasificar los animales que componen su colonia. Existen palomas excepcionales que reúnen todas las condiciones, pero aún ellas, en algo descollan. Es decir, hay palomas que poseen privilegiada musculatura, otras perfecta estructura, otras impecable equilibrio, peso específico, diseño alar, etc.

Otras son campeonas por su garra, su valor y espíritu de lucha. Otras lo son por sus reflejos, capacidad de orientación y facilidad para el regreso aún en deficientes condiciones atmosféricas.

Es decir, hay varios aspectos a considerar, pero una vez que detectamos su bondad preponderante, debemos acoplarlo con otro ejemplar que posea idéntico atributo aunque sea en menor grado. No creo en la posibilidad de corregir defectos. Prefiero mantener virtudes, siempre que estas no estén mancomunadas con notorias deficiencias.

Si por ejemplo, se cruza un macho de magnífica estructura alar con una hembra de gran garra, es probable que sus descendientes pierdan ambos atributos. Igualmente considero que intentar mejorar el tamaño o forma del ala, el tamaño o la conformación del cuerpo de un animal que ha destacado volando, es sumamente difícil. Si siendo chica de tamaño, o poseyendo un ala no perfectamente conformada llegaron a destacarse, respetemos sus atributos. Modificar esos factores obligaría a hacerlo con otros, como ser su musculatura, y ello no es posible.

¿Y la consanguinidad? Tema tabú sobre el que existen tantas variadas y fundadas opiniones.
En tal sentido, sin gran sustento genético, pero avalado por la práctica de muchos años, tengo mi sistema.

Creo que la predisposición para reproducir consanguíneamente sin taras ni factores recesivos, es un atributo inherente exclusivamente a cada individuo, que generalmente lo ha heredado, ya que existen familias o razas que permiten eficiente consanguinidad, y otras no. En esto poseo larga experiencia. ¿Entonces qué hacer? Probar.

Considero imposible determinar si una paloma está capacitada para reproducir eficientemente por consanguinidad, sin antes probarla. Es fácil ante su descendencia determinar si esto anda bien. De no ser así, de inmediato marcha atrás. Por el contrario, si las cosas salen bien, estamos ante la posibilidad cierta de obtener nuestra propia familia, y hasta nuestra propia raza.

Para ello es necesario trabajar con ejemplares lo más perfectos posibles, y realizarlo en rama descendente que es más seguro.

Lejos estoy de pretender imponer este sistema. Simplemente, sin ningún tipo de especulación expongo mi punto de vista sobre un sistema que he practicado con satisfactorios resultados, durante más de seis lustros.

 

EL COLUMNISTA INVITADO

JUAN CARLOS GONZALEZ RIEGA

De pichones a jóvenes: etapas y procesos

Tengo un palomar chico, lo que me obliga a armar un poco más tarde los casales, dado que bajar pichones cuando uno está corriendo, salvo que pueda separarlos bien de las voladoras, no es aconsejable. Así es como crío avanzada la temporada, y cuando la primera tanda tiene 20 o 25 días, ya han concluido los concursos, pudiendo dedicarme de lleno a la nueva camada.

Apenas destetados, y cuando ya comen en él y toman agua, dos días después empiezo a colocarlos a mano en el techo, para que se acostumbren a la caña y a entrar por la trampa. Jamás entran por la puerta. Si puedo, los hago incluso salir por la trampa, tengo de las tipo “globo”, entonces levanto los alambres para que puedan salir por allí. Acostumbro a colocar comida en la plancha de la trampa, para que aprendan a entrar por ella.

Soy partidario de realizar dos sueltas en ruta en diciembre, cuando la bandada lo indica. ¿Cuál es el indicativo? Cuando uno larga a volar los pichones y desaparecen por unos 40 o 50 minutos. Allí es cuando los encesto y me voy a 50 Km., con tiempo bueno y viento en contra. Largo todos juntos, y obviamente sin adultas. Repito el vareo unos días posteriores, posiblemente a una mayor distancia, en función de lo acontecido en el primero.

En el verano no sigo con sueltas en ruta, pero suelo largar a volar lo más posible sobre el palomar. Siempre por la mañana. Si se ponen muy voladores, los empiezo a controlar y frenar un poco. Con una hora u hora y media es más que suficiente. Luego ingresan al palomar, y comen. En esta etapa acostumbro a dar una sola ración diaria, de manera que cuando entran están con hambre, y me asegura que ninguno quede afuera, y sean obedientes.

Pasada la etapa de la muda, un mes antes de empezar a correr, es cuando utilizo por primera vez bandera, y enseguida agarran un buen ritmo, de una hora por vareo aproximadamente.

Debo reconocer que los machitos tienen poco futuro en el volador. Tengo un palomar con tres divisiones, una para hembras y dos para machos. En esas dos divisiones, hay en total 42 palilleros, y normalmente quedan para adultos entre 5 y 6 machos. Los paso para el lado de las hembras, y ocupo el lugar con parte de los pichones. Empezando a correr ya empiezo a seleccionar, macho que no me gusta es retirado.

Con el tema del Adenovirus, la verdad es que siempre lo subestimé, hasta el año pasado, en que me agarró y arruinó las performances en la primera línea. No solo marcaba mal sino que las perdía. De manera que hay que prestarle mucha atención, ya que actualmente es uno de los causales directos de los fracasos en los comienzos de campeonato. Hay que saber frenar las palomas afectadas a tiempo.

Para coccidios utilizo el Baycox, que a mi entender es el mejor coccidiostático que hay, cada 40 días. Para tricomonas hago una cura de cinco días antes de comenzar a correr, y después una vez por semana suelo darles un día, usando el viejo metronidazol. Ahora vienen algunos tricomonicidas más fuertes, que a veces utilizo para no crear resistencia.

Me preguntan muchas veces a que se deben las pérdidas de jóvenes. Entiendo que el clima se ha complicado en los últimos años, y perjudica enormemente. Ahora bien, muchas veces se pierden palomas en días que tradicionalmente no eran generadores de extravíos. Entonces, como señalé anteriormente, otra causa es el Adenovirus.

Hay colombófilos muy proclives a sacar a la ruta los jóvenes entre semana, entonces no ven volar la bandada. Es común que en esos vareos les vengan todas. Pero luego al correrlas, de mayor distancia y con grandes bandadas, vienen cuando pueden. Allí hace efecto el Adenovirus en su máxima expresión.

Entonces es fundamental el vareo sobre el palomar y una buena observación para notar cual está bien, cual está mal. A veces algunos colegas me dicen: “las largué de 80 Km. y vinieron todas en una hora y veinte”. Entonces les pregunto: ¿eso es bueno o malo? ¿cuál es el parámetro para medir? Pues no pueden ver los detalles del vuelo de la bandada, fundamentales para ir monitoreando el plantel y a sus integrantes. Entonces considero importante tener la oportunidad de ver al grupo volando en casa.

Para terminar, en materia de selección soy muy estricto. Soy jurado, de manera que trato de adaptar el plantel al Estándar Deportivo, tras comprobar en muchos años que paloma que se destaca se ajusta al mismo. Pichón que sea alto, largo, o bien que de carácter se muestre reticente a obedecer, es eliminado del plantel. Esto me da una homogeneidad en el grupo que facilita su entrenamiento y puesta a punto.

Saber observar y ver la realidad del plantel, ayuda a prevenir los problemas, y con los ajustes necesarios, tener buenos resultados.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Acerca de ARGENTINA COLOMBOFILA / Contáctenos